Rosario sangrienta: pensaron que había chocado con su moto pero lo mataron de un tiro

Policiales 20/07/2022 Por Editor
El disparo en el cadáver de Cristian Alexis Ramírez fue encontrado por el forense. En esa ciudad ya hubo 151 homicidios en lo que va del año.
Rosario

Cristian Alexis Ramírez, de 28 años, se dirigía a trabajar a la planta de la cooperativa láctea Cotar de Rosario chocó en la mañana de este martes contra un colectivo en Avellaneda y San Lorenzo, en el barrio Luis Agote, mientras viajaba sobre su moto. Allí, murió.

Sin embargo, cuando el médico forense revisó el cuerpo encontró un detalle escalofriante: tenía un disparo en el hombro derecho. Se investiga si el tiro pudo haber sido el causal de que la víctima se descompensara para luego chocar. El caso es investigado bajo la hipótesis de que el ataque se produjo en el posible marco de un intento de robo.

Ramírez salía todos los días a las 5:30 de su domicilio en la zona oeste para ir a trabajar a las 6 a la fábrica láctea, situada a pocas cuadras de donde falleció.

El joven, según estableció el fiscal de Homicidios Dolosos Patricio Saldutti, colisionó con su Honda Tornado a “muy alta velocidad”, asegura una fuente del caso, contra la puerta trasera derecha del interno 4006 de la línea A. De hecho, uno de los vidrios del micro estalló por el fuerte impacto.

Ramírez trabajaba en la cooperativa Cotar hace aproximadamente siete años, de acuerdo a los datos aportados por sus compañeros, quienes no se habían enterado del hecho y les había llamado la atención que este martes no se presentara a trabajar con su moto y que no haya dado aviso.

El fiscal investiga el hecho como un crimen en ocasión de robo, que derivó en el choque. “O venía escapando de los agresores o iba a un hospital. Acá, material balístico no hay. Venía manejando con el impacto”, informó Saldutti.

El funcionario del Ministerio Público de la Acusación afirmó que entre las prendas de Ramírez se encontró su billetera, su celular, documentación entre la que se encontraba un turno en el Hospital Español y su mochila. Agregó que pidió informes al 911 en la franja horaria en la que ocurrió la colisión y, por el momento, no obtuvo reportes de balaceras.

“Hay muchas cámaras privadas de comercios, pero no tienen DVR. Y hay cámaras públicas a pocos metros de acá. Van a ser solicitadas para reconstruir el recorrido que hizo antes del siniestro vial”, amplió.

Se presume que la víctima tomaba generalmente el boulevard Avellaneda para ir a la fábrica, un corredor que cuenta con una gran cantidad de cámaras que podrían mostrar el ataque que sufrió.

En Rosario la violencia no cesa. En la noche de este lunes hubo otros dos asesinatos casi al mismo tiempo, uno en la zona sur y otro en el distrito oeste, con características mafiosas, pero que no están conectados entre sí.

El primero se dio en Estados Unidos al 2400 a las 20:55. Pablo René Segovia, alias “Caco”, de 44 años, fue asesinado de al menos tres disparos. Según el relato de una testigo, estaba en su casa, cuando fue llamado a la puerta por dos personas que lo habían contactado para comprarle un celular que había puesto a la venta a través de Marketplace. Sin embargo, eran los sicarios, que lo balearon en la cara.

El segundo crimen fue a las 21 en Spiro al 300 bis, en Villa Manuelita. Pablo René Cabrera fue acribillado de entre 20 y 30 disparos, según la estimación de los investigadores policiales, que sostienen que los agresores usaron dos armas porque había vainas servidas calibre .40 y 9 milímetros en la escena. Luego del asesinato, los gatilleros se dieron a la fuga en un auto, de acuerdo a los testimonios.

En el departamento Rosario hubo 151 homicidios dolosos en lo que va del año, según datos del Observatorio de Seguridad Pública.

Te puede interesar