Maná del cielo

Editorial 29/11/2023 Por TABANO SC
La situación social puede complicarse apenas el nuevo gobierno tome las riendas del Estado y se encuentre que gobernar no es hacer campaña sino aplicar las plataformas que expusieron como plan.
mana

Así, hay dos discursos. Uno, el que decía que se recibe el gobierno sin beneficio de inventario y, el otro, el plan: lamento anticipado, quejarse  porque las arcas no tienen la cantidad de efectivo necesario para pagar sueldos, aguinaldos y deuda en dólares.

A llorar al muro de los lamentos. Era obvio que después de la pandemia y la crisis no habría una situación “ideal” en las arcas públicas, pese a que el gobernador Bordet y su ministro de economía hayan desmentido las afirmaciones del gobernador electo, ratificando que hay dinero para cumplir con los compromisos.

De todos modos, el plan “sentarse arriba de la caja”, ya lo anunció el presidente electo informando que “la obra pública será financiada por el sector privado” y otras medidas de restricción del gasto público por lo cual según ellos se producirá un “ahorro” de plata que será destinada a cumplir los compromisos con los empleados públicos.

No se le puede pedir al gobernador que se está yendo que haga compromisos con los sindicatos docentes y del Estado que debería cumplirlos el nuevo gobierno. Hasta ahora, lo que dijo, lo cumplió, pero hasta aquí llega su mandato. Ahora, se debe negociar aumentos, compensaciones y cualquier otra discusión laboral con Frigerio & Cía.

Si al mejor “estilo Macri” se elige endeudar nuevamente al país con otro crédito del FMI, la “ayuda” de la titular del FMI serviría para “no emitir” pesos con el fin de no generar inflación pero los movimientos del presidente electo parece enrolarse en la mística de visitar la tumba del rabino Menachem Mendel Schneerson, conocido como «el rebe de Lubavitch» y considerado milagroso, con lo cual queda la impresión que espera que “las fuerzas del cielo”, se conviertan en maná pero no para todos porque la filosofía liberal exige que el pan se debe ganar y no regalar.

Aquí, en Argentina, los nombres  que se ponen se borran de un día para el otro, se reemplazan funcionarios que no alcanzan a ser nombrados, cuando ya se anuncian otros, en una cabal demostración de la confusión reinante mientras los cuadros del macrismo ocupan todos los resquicios del Poder que pueden y los radicales, otra vez, se sienten los convidados de piedra del banquete celestial.

Pusieron el esfuerzo de su gente pero al momento de sentarse a la mesa, no tienen sillas, las que había están ocupadas por la gente de Macri y “antes que cante el gallo”, los radicales ponen el grito en el cielo pero nadie les cederá un asiento en el banquete. ¿ Qué diría Alfonsín de esta situación ?.

Habrá que “desensillar hasta que aclare” para ver si al alba del traspaso del Poder asoman ideas fuerzas que encolumnen al pueblo hacia un norte, lo que hay hasta ahora es confusión.

Te puede interesar