Estados Unidos considera improbable a corto plazo una victoria militar de Ucrania en la guerra

Internacionales 18/11/2022 Por Editor
La campaña de bombardeos contra infraestructuras civiles equivale a “crímenes de guerra”, según el jefe del Estado Mayor de EE UU, el general Mark Milley.
Ucrania, Estados Unidos, Rusia
El general Mark Milley en la rueda de prensa de este miércoles en el Pentágono.

Rusia está perdiendo en todos los frentes de batalla y en todos los aspectos de la guerra —operativo, táctico y estratégico—, pero eso no implica que Ucrania tenga muchas posibilidades de lograr la victoria por la vía militar en un futuro previsible, ha advertido este miércoles el jefe del Estado Mayor estadounidense, el general Mark Milley.

El máximo mando militar estadounidense y el secretario de Defensa, Lloyd Austin, ofrecieron una rueda de prensa tras una reunión virtual de urgencia del Grupo de Contacto para la defensa de Ucrania, formada por más de cincuenta países, y 24 horas después de que la explosión de un proyectil matara a dos personas en territorio de Polonia fronterizo con Ucrania. A la espera de que concluya una investigación, el Gobierno polaco y la OTAN, con Estados Unidos al frente, consideran que se trató de un misil antiaéreo ucranio, disparado para neutralizar un cohete ruso y que cayó por accidente del otro lado de la frontera. Solo ese día, Moscú lanzó decenas de cohetes contra objetivos en el país que ha invadido desde febrero, en el bombardeo más intenso del conflicto. Ucrania, por contra, insiste en que se trató de un proyectil ruso.

Washington considera que “sean cuales sean las conclusiones finales, está claro que la responsabilidad última de este incidente recae sobre Rusia, que lanzó una avalancha de misiles sobre Ucrania destinada específicamente a golpear su infraestructura civil. Ucrania tiene todo el derecho a defenderse”. El mensaje se ha repetido una y otra vez en el Consejo de Seguridad de la Casa Blanca, el Departamento de Estado y el Pentágono.

“Lo que sabemos es el contexto en el que todo esto ha ocurrido. Rusia acumula revés tras revés sobre el campo de batalla y ha puesto a los civiles ucranianos y las infraestructuras civiles en su punto de mira”, declaraba Austin en la apertura de una reunión de urgencia virtual del Grupo de Contacto para la defensa de Ucrania, formada por más de cincuenta países.

Ese aluvión de ataques contra la red eléctrica y otras infraestructuras básicas constituye una campaña de “terror”, adoptada por Moscú tras encadenar revés tras revés en el logro de sus objetivos. Tras la retirada rusa de Jersón, su derrota más sonada en los nueve meses que se llevan librados de guerra, ese ejército “está usando el tiempo para tratar de reagrupar a sus fuerzas, y ha impuesto una campaña de terror, de máximo sufrimiento, sobre la población civil ucrania para desmoralizarles”, ha agregado el máximo jefe militar estadounidense. A su juicio, esas acciones constituyen “crímenes de guerra”.

Te puede interesar