Rusia probó "con éxito" un nuevo misil intercontinental capaz de vencer escudos

Internacionales 21/04/2022 Por Editor
El presidente Vladimir Putin anunció que se trata de un "arma única, que reforzará el potencial militar de las fuerzas armadas". Con un peso de más de 200 toneladas, logra en teoría mejores resultados que su predecesor, el misil Voevoda de 11.000 kilómetros de alcance.
Misil Rusia
Esta arma forma parte de una serie de otros misiles presentados en 2018 como "invisibles" por Putin. Foto: de archivo.

Rusia afirmó este miércoles haber realizado con éxito el primer ensayo del misil balístico intercontinental Sarmat, un arma de nueva generación y muy largo alcance que según el presidente Vladimir Putin es "capaz de derrotar todos los sistemas antiaéreos modernos" y de representar una advertencia a los enemigos de su país, mientras Estados Unidos aclaró que sabía del procedimiento y que no lo considera una amenaza.

"Se trata de un arma única, que reforzará el potencial militar de nuestras fuerzas armadas, garantizará la seguridad de Rusia frente a las amenazas externas y hará reflexionar dos veces a quienes amenazan a nuestro país con una retórica desenfrenada y agresiva", sostuvo Putin al hacer el anuncio de la prueba por televisión.

Precisó el mandatario que "en la creación del Sarmat solo se utilizaron ensamblajes, componentes y piezas de producción nacional" y que el misil pesado de quinta generación es capaz de "derrotar todos los sistemas antiaéreos modernos".

Esta arma forma parte de una serie de otros misiles presentados en 2018 como "invisibles" por Putin, entre ellos los hipersónicos Kinjal y Avangard, consignaron las agencias de noticias AFP y Sputnik.

En marzo, Moscú aseguró haber utilizado el Kinjal por primera vez contra objetivos en Ucrania.

El Sarmat, con un peso de más de 200 toneladas, logra en teoría mejores resultados que su predecesor, el misil Voevoda de 11.000 kilómetros de alcance.

En 2019, Putin dijo que el Sarmat no tenía "prácticamente ningún límite de alcance" y era capaz de "apuntar objetivos a través de los polos norte y sur".

Las autoridades castrenses refirieron que el sistema Sarmat se pondrá en breve al servicio de las Tropas de Misiles de Designación Estratégica.

Con ese fin, "en la agrupación de misiles de Uzhur, en la región de Krasnoyarsk (próxima a la frontera con Mongolia), se están llevando a cabo preparativos para el rearme", añadieron.

El Ministerio de Defensa destacó que el nuevo cohete es capaz de cubrir grandes distancias, "utilizando diferentes trayectorias de vuelo" y que "cuenta con características únicas que le permiten superar cualquier sistema de defensa antimisiles existente". Según el Ministerio, hoy en día Sarmat es "el misil más poderoso con el mayor alcance del mundo", lo que "aumentará significativamente el poder de combate de las Fuerzas Nucleares Estratégicas" de Rusia.

Estados Unidos, en tanto, aclaró que no considera una amenaza a la prueba rusa, y reveló que había sido “debidamente" notificado, en virtud de las obligaciones que le impone el tratado nuclear, por lo que "no fue una sorpresa".

El vocero del Pentágono, John Kirby, afirmó que el Pentágono "no ha considerado que la prueba sea una amenaza para Estados Unidos o sus aliados", informó la agencia AFP.

Consultado acerca de los comentarios de Putin, un alto funcionario de defensa de Estados Unidos las enmarcó en una “retórica inútil, dado el contexto actual de las cosas” y advirtió que “no es el tipo de cosas que esperaríamos de una potencia nuclear responsable, especialmente en el entorno actual".

Te puede interesar