Hablaron y gritaron los animales en el Concejo Deliberante de Concordia

Parece una ironía referirse al reino animal pero nada se asemeja más a los gritos de la selva y la imposición del "cállese la boca" y "se callan o se van" que una hipotética lucha entre chimpancés y bonobos, que hablan, mientras los defensores de los derechos de los animales, los miran desde lo alto de una tribuna.

Editorial 02/07/2024 TABANO SC TABANO SC
bonobos
Los bonobos seres amables y románticos.

Aristóteles acuñó la famosa frase  “el hombre es un animal racional” en su obra Política, Aristóteles sostiene que el ser humano es esencialmente animal, social, racional y político.

La parte animal del hombre nos asemeja a otros animales gregarios con sistemas organizados. Compartimos procesos biológicos básicos con ellos.

1.      Hábitos sociales: Los hábitos reflejan la parte animal y social. Somos seres sociales por naturaleza, y nuestra comunicación y convivencia son fundamentales.

2.     Razón: La razón es lo que nos diferencia. A través del lenguaje y la palabra manifestamos lo conveniente y lo perjudicial, lo justo y lo injusto. Esta capacidad de discernimiento nos distingue de otros animales.

Por esto no es desacertado decir que, como quien escribe, los concejales Rey, Sastre y otros, SON ANIMALES que hablan como los hacen nuestros hermanos del reino animal: los chimpancés y los bonobos. 

El tema es que, entre ellos se entienden, pero los demás animales -humanos éstos- no, menos cuando los gorilas se enojan y gritan, amenazan y se solidarizan entre ellos en contra de los protectores de los otros animales que están en la tribuna alta y defienden a quienes no tienen voz ni voto y se conforman con poco, obvio no cobran más que una palmadita y una caricia sobre el lomo para decirle cuanto los queremos, al contrario de los de abajo que están en el Reino Animal como líderes y gurúes de la comunidad organizada de chimpancés, que entre los dos nombrados, son éstos, los más agresivos y entendidos, estos gorilas, defienden la constitución y su derecho a la dieta, mientras los de arriba están “a dieta” y deberán someter a sus animales a lo mismo que no viene en una transferencia de dinero los 29, sino en una reducción del aporte alimenticio porque estamos pobres y hay que ponerse “a dieta”.

Suerte que, en la definición, nos quedan los bonobos, más pacíficos, menos gritones y más amables, tal vez porque utilizan el sexo como una herramienta para resolver conflictos. En lugar de luchas, se involucran en actividades sexuales, como abrazos, caricias y juegos eróticos. Esta estrategia reduce la agresión y fomenta la cohesión social. Se cree que la liberación de tensiones sexuales contribuye a la paz dentro del grupo.

Cuando chimpancés -agresivos- y bonobos -pacíficos- se unen, pueden hacer macanas, porque los gritones tratan de someter a los pacíficos por los sonidos guturales o por la fuerza, aunque siendo algunos estudiados, saben que si hay consentimiento no hay violación ni estupro que valga, menos en el Reino Animal, ni en la Concordia de 2.024, así que sigan con el gran bonete y cada cual a su juego.

Te puede interesar
editorial

En busca de la Isla de la PAZ

TABANO SC
Editorial 20/07/2024

La vida me ha regalado innumerables amigos, algunos se han ido y  como decía Facundo “cuando un amigo se va, queda un espacio vacío que no lo puede llenar la llegada de otro amigo” y que cantaba magistralmente  nuestro común amigo, Alberto Cortez.

Lo más visto