El gesto de Mujica que agradecen en la coalición de gobierno

Internacionales 04/01/2023 Por Editor
Destacan la “mano” que dio al ir con Lacalle y Sanguinetti a asunción de Lula, y la imagen positiva que los tres referentes del FA, PC y PN mostraron al mundo sobre la continuidad democrática uruguaya.
Mujica y Lula
Julio María Sanguinetti, José Mujica y Luis Lacalle Pou en la asunción de Lula como presidente de Brasil.

El trillado refrán dice que una imagen vale más que mil palabras, y eso es de algún modo lo que quiso transmitir -y para propios y ajenos, logró que se transmitiera- el presidente Luis Lacalle Pou al asistir a la asunción presidencial de Luiz Inácio Lula da Silva acompañado de los ex presidentes José Mujica y Julio María Sanguinetti.

Algo más mesurados se han mostrado en estas horas en la academia y en el Poder Ejecutivo, en donde destacan con optimismo la infinidad de fotos y videos que mostraron al mundo la continuidad democrática uruguaya, pero subrayan también que la imagen está lejos de traducirse en mil palabras, porque ahora son necesarias las acciones.

Pero en lo que no hay dudas es que puede significar una buena señal para construir el necesario “diálogo” que Uruguay necesitará tener con un Brasil que el gobierno espera “más ofensivo respecto a sus intereses regionales”, que son netamente contrapuestos al objetivo de Lacalle Pou de abrirse al mundo y flexibilizar el Mercosur. Pues Brasil -ya se sabe, hay indicios más que suficientes en ese sentido- tendrá una impronta en su política exterior bien diferente a la del gobierno de Jair Bolsonaro, cuyo ministro de Economía, Paulo Guedes, avaló durante su gestión la postura uruguaya de búsqueda de acuerdos internacionales por fuera del bloque regional. Y ese imprescindible diálogo, asumen en forma más o menos directa en la Cancillería, tendrá en Mujica -y la amistad de años que mantiene con Lula- un muy probable cómplice para las futuras instancias -como por ejemplo si se concreta la visita de Lula da Silva a fines de enero, tal como le solicitó su par uruguayo en la breve charla del domingo en Brasilia.

Por lo pronto, se cumplió un “primer eslabón” -destacaron a El País fuentes del Ejecutivo- con el mensaje simbólico enviado por la particular composición de la delegación uruguaya en el Congreso Nacional brasileño para la nueva relación a construir con el gobierno de Lula.

Te puede interesar