Dr. Luis Martínez Gil. No habrá otro como él.

Sociedad 20/07/2022 Por Editor
La sonrisa y el afecto que curaba.
Dr. Martínez Gil

Si bien todos los seres humanos somos únicos e irrepetibles, hay actos y acciones humanas que pueden ser parecidos, pero no habrá otro doctor que, como Luis María Martínez Gil, cure con el afecto más que con su ojo clínico para detectar enfermedades.

Este martes se lo despidió y su cuerpo ahora descansa, pero su espíritu, su sonrisa, su ciencia y su amor por sus pacientes sobrevive y perdurará por siempre en Concordia. 

La medicina más eficaz para sus pacientes era la sonrisa de “su” doctor, Luis Martínez Gil, un hombre excepcional, un ser humano único e irrepetible.

Te puede interesar