Diario EL SOL Matutino Independiente (Concordia - Entre Ríos) "Un sello de calidad en la comunicación informativa"

Cristina denunció «intromisión y manipulación» del Poder Judicial: «No pueden seguir comportándose como una corporación»

La vicepresidenta se convirtió en la gran acusadora de un sistema de justicia que no tiene ninguna credibilidad para la mayoría de los argentinos. Lo que debería haber sido una defensa se transformó en acusación y desde el banquillo de los acusados no sólo demolió la acusación sino que demostró con las fechas en la mano la manera como el macrismo armó esas acusaciones con la complicidad de los medios hegemónicos y de los funcionarios judiciales para utilizarlas en plena campaña electoral.

La exmandataria expuso durante cerca de 50 minutos ante la sala I de la Cámara Federal de Casación Penal, en los que repasó algunos hitos del expediente judicial, cuestionó el papel del fallecido juez Claudio Bonadio y, en un mensaje directo a los jueces que la escuchaban, concluyó: «Yo no les voy a pedir mi sobreseimiento, les voy a pedir que apliquen la Constitución. Está todo escrito, tienen que aplicar la ley».

La vicepresidenta Cristina Fernández de Kirchner aseguró que la causa conocida como dólar futuro se «manipuló al calor del proceso electoral» de 2015 y que con la operatoria de ese tipo de contratos no se le generó ningún perjuicio al Estado, por lo que exhortó a los jueces que deben decidir si se hace el juicio oral o no a que «apliquen la ley».

Pasadas las 10.30 horas, la titular del Senado dio inicio a una exposición que tendió, entre otras cosas, a mostrar que la causa por supuestas irregularidades en la compraventa de dólar futuro al final de su mandato fue en realidad un armado electoral para allanar la llegada de Mauricio Macri al poder: «Ustedes, el Poder Judicial, contribuyeron a que ese Gobierno ganara las elecciones», afirmó.

Desde su oficina en el Senado, y a través de la plataforma virtual Zoom, detalló que la denuncia que dio origen a la causa fue presentada por los jefes de bloques legislativos de Cambiemos, Federico Pinedo (PRO) y Mario Negri (UCR), entre la primera vuelta electoral y el balotaje en el que la población tuvo que decidir entre Macri y el exgobernador bonaerense Daniel Scioli.

«El 17 de noviembre de 2015, a las 12, en plena rueda cambiaria, Bonadio irrumpe con un allanamiento en el Banco Central. ¿Cuál era el objetivo? Provocar una corrida, una devaluación, un desastre para todos», continuó la expresidenta, para luego hacer hincapié en que eso ocurrió cinco días antes de la segunda vuelta electoral.

Fernández de Kirchner dedicó otra parte de su exposición a señalar que no hubo entre los suscriptores de contratos de dólar futuro «ningún amigo» de su Gobierno, sino que los que se beneficiaron con esos contratos y con la posterior devaluación provocada por la gestión de Macri fueron amigos del exmandatario y exfuncionarios, como Mario Quintana, exvicejefe de Gabinete de Marcos Peña.

«Cuando llegaron al Gobierno pactaron la tasa de interés que iban a pagarse a sí mismos cuando devaluaran, sabiendo que iban a devaluar. (…) Llegaron al Gobierno, devaluaron, usufructuaron la devaluación en los contratos de dólar futuro y los que estamos acusados somos nosotros, que desendeudamos el país y pagamos la deuda al FMI», enfatizó.

La vicepresidenta, como los demás imputados que expusieron después, invocó durante su intervención el peritaje que ordenó el Tribunal Oral Federal (TOF) 1 y que el juez Bonadio se había negado a hacer durante la causa, en el cual los peritos Carlos Campodónico, Alejandro Del Acebo y Stella Maris Castaño constataron que en aquella operatoria no había existido un perjuicio para el Estado nacional.

«Está comprobado que no hubo perjuicio. Hubo ganancias en el balance del BCRA», sostuvo la exmandataria y luego señaló que los indicadores económicos y el valor del dólar se fueron «al demonio» con la gestión de Alfonso Prat Gay en Hacienda (Cambiemos).

«Ustedes también son los responsables, el Poder Judicial. No miren para otro lado, porque ustedes son responsables. Hoy Prat Gay da clases en Columbia y el que nos endeudó (Macri) va a ver partidos de fútbol en Qatar. Y Axel Kicillof y yo estamos aquí», sostuvo mientras le hablaba, particularmente, a los jueces Daniel Petrone y Diego Barroetaveña, a los que dijo no conocerles la cara.

Sobre «dar la cara», de hecho, versó la primera parte de la exposición de la vicepresidenta, que, no obstante, agradeció la oportunidad de que la audiencia fuera trasmitida y de acceso público, pero lamentó que no la hubieran habilitado a presentarse en persona ante el tribunal.

LO CENTRAL DE LA EXPOSICIÓN DE LA EXPRESIDENTA

● «El lawfare es esta corriente regional que ha estigmatizado a los dirigentes populares. Los persiguen sin necesidad de encarcelarlos. El primer Presidente acusado por corrupción fue Yriyoyen”.

● “Ahí empezaron una serie de golpes militares donde la persecución se hacía a través de las fuerzas armadas. Ya no es necesario desaparecer materialmente a los dirigentes políticos, con la articulación de los medios alcanza; no sólo por lo que titulan, sino porque cuentan cosas que no están en los expedientes y cuando se producen las sentencias de basan en los medios».

● «Es bueno conocer la cara de los jueces, como la suya; Petrone porque no se la conocía. Sería bueno que además de mi cara apareciera la de Daniel Petrone, de Raúl Plée o de Diego Barroetaveña. Yo siempre di la cara y la voy a seguir dando. Por eso creo que la presencialidad es importante».

● «El 13 de abril me cita a indagatoria por administración infiel y no había ningún amigo de mi gobierno que hubiera comprado comprado dólar futuro. Pero sí estaba Mario Quintana, el segundo de Marcos Peña. Él sí los compró sabiendo que iban a devaluar y el domingo 13 de diciembre se reunió en la Casa de Gobierno arreglando la tasa».

● «No sé cuántos tipos penales podrían caberle a Quintana. Llegaron al Gobierno, devaluaron, usufructuraron la compra de dólar futuro y los que estamos sentados acá somos nosotros».

● «En Argentina hay un poder económico permanente, primero fueron las fuerzas armadas y ahora ustedes velan por sus intereses».

● “No podemos aumentarles a los jubilados porque estamos endeudados hasta acá. Volvieron a traer al FMI con 44 mil millones de dólares para la campaña de Macri. Ustedes también son responsables, no miren para otro lado”.

● «Hoy los argentinos debemos 44 mil millones de dólares más y ustedes también son responsables. No miren para otro lado. Porque ustedes causan también, junto a los medios de comunicación, climas en la República Argentina que finalmente impactan en los agentes económicos y en la economía y así estamos».

● «Usted Petrone y usted Barrotaveña nos negaron el recurso de apelación ante la Corte Suprema y confirmaron el sobreseimiento de los endeudadores seriales del país. Díganme si no son responsables de lo que pasa en el país».

● “El Presidente que nos volvió a endeudar devaluando y devaluando va a ver partidos de fútbol en Qatar y nosotros sentados acá».

● El Poder Judicial incide todos los días en la vida de los argentinos, incide en las mujeres que masacran en femicidios».

● «Ahora escucho a periodistas decir que esto no debió haber sido una causa. Sospecho que lo dicen porque el Presidente decidió iniciar acciones legales por la deuda que tomó Mauricio Macri, que hasta violó el estatuto del Fondo y todas las normas».

● «Estamos en un contexto en el que el presidente de Casación Gustavo Hornos iba a reunirse con Macri en la Casa Rosada. A mi secretario Mariano Cabral, Martín Irurzun lo citó para que dijera si Sebastián Casanello había ido a Olivos. Era mentira. Pero si hubiera sido cierto era una conducta reprochable. ¿Qué van a hacer con Hornos, que fue 6 veces a ver a Macri? ¿Va a seguir siendo miembro de la Casación? Pero mirá vos. ¿Y nos quieren convencer de que son imparciales?

● «Estamos en un momento institucional muy grave de la República Argentina. Ustedes no pueden seguir comportándose como una corporación con la ventaja de ser perpetuos en el poder. Va a llegar un momento de crisis tan grave que va a ser revisado todo. No hay posibilidades de una vida democrática sana con funcionarios que parece que constituyen una aristocracia».

● “Nosotros cada dos años vamos a elecciones. Todos los cargos que ocupé, doctor Petrone, fueron votados en elecciones democráticas. Dígame, en su poder judicial, ¿no hay corruptos? No sé, cómo voy a saber si ustedes no se investigan a sí mismos».

● «No voy a pedir ningún sobreseimiento. Voy a pedir que apliquen la Constitución. Apliquen la ley y lo que dice la Constitución, que es lo que he venido pidiendo desde siempre».

Deja un Comentario