Diario EL SOL Matutino Independiente (Concordia - Entre Ríos) "Un sello de calidad en la comunicación informativa"

Marcos Kremer: La dignidad como bandera

Sencillez, talento y éxito. Tres palabras para describir la carrera de Marcos Kremer que con solo 22 años es una de las sensaciones del rugby mundial. El nacido en Concordia compartió su historia de vida en “Al rojo vivo” un ciclo de entrevistas producidas por el Club Los Espinillos, la institución que lo vio nacer.

“Se extraña los entrenamientos y poder estar con el grupo de compañeros. Ahora el foco está en afrontar lo que nos toca, debemos quedarnos en casa para que todo pase lo más rápido posible”, expresó el tercera línea de Jaguares en medio de la cuarentena obligatoria por el COVID-19.

A su vez, el argentino contó cómo es la rutina de trabajo que llevan adelante con la Unión Argentina de Rugby. “Tenemos una rutina semanal. Entrenamos doble turno lunes, martes, jueves y viernes. Una particularidad es que el martes nos conectamos vía zoom y nos hacen un seguimiento”.

Asimismo, destacó la importancia del entrenamiento durante el aislamiento social preventivo y obligatorio: “El esfuerzo que ponga cada uno será beneficio en un futuro. Uno se juega una carrera, un puesto y tenemos que estar preparados para la competencia.  Si entrenamos nos va a favorecer y si no lo hacemos a la hora de volver a la cancha nos costará el doble”.

Los Espinillos

De aquel chico tímido que apareció como una gran promesa a convertirse en referente del rugby.  A los 14 años por intermedio de Sebastián Dupont, actual jugador del plantel superior de Los Espinillos, Kremer tuvo su primer contacto con la pelota ovalada y se dio cuenta que era su deporte. “Cuando comencé  a experimentar el rugby me sentí muy cómodo, con ganas de integrarme y de aprender día a día. El grupo me hizo sentir bien, había un ambiente muy bueno en el club”, recordó el joven.

Del mismo modo, agregó: “Cuando doy un paso adelante pienso en los recuerdos con el club. En un determinado instante me pongo a pensar todo lo que viví y lo bien que la pase. Había una unión entre todos, nos movíamos juntos para todos lados. Sin dudas, es la esencia de este deporte”.

A continuación contó lo informado que está del rugby concordiense: “Sigo el rugby de Concordia porque tengo amigos que juegan en Los Espinillos y Salto Grande. Me pone muy contento por los logros que consiguió el “Rojo”. Veo que están creciendo y deben seguir dando esos pasos”.

Finalmente, relató que para él es un incentivo acercarse a los chicos en los encuentros de infantiles: “Que a un chico lo incentive que yo vaya y me saque una foto con él es un incentivo propio. Sacarle una sonrisa por intermedio de este deporte es fantástico. Es importante que den un paso adelante y que se queden en este deporte. Me dan ganas de apoyar a toda la gente, a los clubes de Concordia y de la zona”.

Año 2016

Sin dudas, el 2016 fue un año que cambió la trayectoria del entrerriano y en el que vivió muchas emociones. Kremer tuvo su primera convocatoria con Argentina XV y luego disputó el Mundial Juvenil en Inglaterra, en el que consiguió el tercer puesto que se transformaría en el mayor logro juvenil de Argentina en una copa del mundo. Posteriormente, llegó el turno de Jaguares y de Los Pumas.

“Vuelvo de Inglaterra e inmediatamente me llaman de Jaguares. Armo mi bolso y me voy a Buenos Aires. Por la lesión de unos compañeros me toca debutar y jugar los dos últimos partidos del torneo con el equipo. Mi cabeza era una nube, fue difícil entender lo que me estaba pasando. Termino el torneo con Jaguares y para coronar el año llaman de Los Pumas. En la Selección sabía que iba ser difícil debutar pero después de unos partidos lo pude conseguir, nada más ni nada menos que en Nueva Zelanda contra los All Blacks”, precisó el ex Espinillos.

“No llegué a Los Pumas ni a Jaguares siendo mejor que nadie, fue por trabajo y dedicación. A la hora de llegar tuve que darme cuenta en donde estaba y ponerme un margen de trabajo alto, quería progresar para llegar con un máximo rendimiento”, culminó.

El rugbier llenó de elogios a los referentes que tuvo en el inicio de su etapa con la celeste y blanca: “Cuando llegué en 2016 los referentes del grupo me apadrinaron y me aconsejaron. Los lazos que tenemos fuera de la cancha son sensacionales y eso lo trasladamos adentro. Entiendo que es fundamental seguir el legado, me parece perfecto, es algo que rige y en sí es por el grupo humano y bueno que tenemos”.

Mundial 2019

Después del gran año en Jaguares tras llegar a la final del Super Rugby 2019 el concordiense quedó bien posicionado para que Mario Ledesma lo integre en la lista de 31 jugadores que viajarían a disputar el Mundial de Japón 2019. “Antes de que la lista sea oficial los nervios estaban. Una vez que llegó el momento de quedar entre los seleccionados me puse muy contento. Era un objetivo que se me cumplía”, manifestó el jugador de 22 años.

“El mundial lo viví de una manera muy intensa desde la preparación en Australia hasta disputar el primer partido ante Francia”, señaló Kremer. Vale citar que Los Pumas no pudieron pasar la primera ronda de la copa del mundo ya que culminaron terceros en el Grupo A detrás de Inglaterra y Francia.

En esa ocasión, el jugador hizo una autocrítica del seleccionado: “Queremos cambiar la imagen de la selección y volver a tener un buen ranking. Necesitamos que Los Pumas escalen posiciones y que estén más arriba porque el rugby argentino se lo merece”.

Metas

“Si uno no busca nuevos objetivos está errado. En mi caso, claramente está en mi cabeza buscarlos y que sean más importantes aún. Ya jugué un mundial, jugué una final del Super Rugby pero ahora quiero jugar otro mundial y que me vaya bien y no volverme en la primera ronda y a su vez jugar otra final del Super rugby y ganarla. Para eso se trabaja día a día. No hay que volverse loco y se debe llevar con mucha calma pero en los momentos claves tenemos que estar preparados para apretar el acelerador y estar a la altura de las circunstancias”, respondió Kremer.

Por último se refirió a su futuro: “Estoy muy concentrado en los objetivos que me quedan por cumplir en Argentina. Con Jaguares tengo contrato hasta 2021. Las ganas de jugar en Europa están. Muchos de los chicos que se fueron me hablan muy bien del rugby europeo”.

Fuente: Prensa Los Espinillos  

Deja un Comentario