Diario EL SOL Matutino Independiente (Concordia - Entre Ríos) "Un sello de calidad en la comunicación informativa"

Un hombre fue condenado a cuatro años y seis meses de prisión por robo agravado

El juez de Garantías N° 4 de Paraná, Mauricio Mayer, impuso la pena de cuatro años y seis meses de prisión a Emanuel Santana, por considerarlo autor material y penalmente responsable de los delitos de robo agravado y portación ilegítima de arma de fuego de uso civil. Fue durante una audiencia de juicio abreviado celebrada hoy en el salón de audiencias número 1 de los Tribunales de Paraná.

El imputado, que cumplirá la condena en la Unidad Penal N° 1 de Paraná, participó a través del sistema de videoconferencia desde el Juzgado de Ejecución de Penas y Medidas de Seguridad. En el recinto se encontraban la fiscal Mercedes Ninci y el abogado Augusto Lafferriere, a cargo de la defensa técnica de Emanuel Santana.

En la sala de audiencia las partes y el juez Mayer guardaron debido distanciamiento social y contaron con elementos de higiene, conforme las pautas de trabajo establecidas por el Superior Tribunal de Justicia (STJ) durante la pandemia del COVID 19.

Tras escuchar que Santana reconoció haber dado su consentimiento para cumplir con la pena, Mayer homologó el acuerdo celebrado entre las partes. La realización de un juicio abreviado para un imputado privado de su libertad fue contemplada durante la emergencia sanitaria por la Sala Penal del STJ.

Los hechos

El 27 de enero pasado, a través de un ardid, Santana le robó a una persona a la que convocó a la intersección de Avenida de las Américas y cortada 351 para concretar la venta de una heladera pautada a través de una red social. Utilizando un arma de fuego y en compañía de Villanueva se alzó con 1.500 pesos y un teléfono celular.

El 2 de febrero último Santana robó 3.000 pesos y un celular a un hombre que llegó al mismo lugar para concretar una operación semejante; mientras Villanueva amenazaba con un arma de fuego a la esposa de la víctima, que estaba embarazada.

Tres días más tarde, durante un operativo efectuado por personal de la División de Robos y Hurtos, Santana se escapó por los pasillos de la villa 351 y arrojó un arma de fuego antes de ser detenido. Y el 28 de febrero, en compañía de otras dos personas que no fueron identificadas, robó en un taller hidráulico, llevándose 22.000 pesos, 200 dólares, una tablet, dos celulares y un televisor de 24 pulgadas.

Deja un Comentario