Diario EL SOL Matutino Independiente (Concordia - Entre Ríos) "Un sello de calidad en la comunicación informativa"

Cuba confirma 40 casos de coronavirus mientras vigila a miles de personas en sus casas

El sistema de salud cubano vigila a más de 37.000 personas en toda la isla con síntomas similares a los provocados por el coronavirus, mientras el número de casos de enfermos ya confirmados subió a 40, según informó el Ministerio de Salud Pública el lunes.

Hasta el domingo, el ministerio había confirmado 35 casos de personas con COVID-19, la enfermedad causada por el coronavirus. Según el comunicado de ayer, los cinco nuevos pacientes son un ciudadano ruso, uno francés y tres cubanos.

Hasta ahora el gobierno solo ha reportado una muerte asociada con el coronavirus, la de un turista italiano.

El Ministerio de Salud Pública también dijo en el comunicado que 37,778 personas son vigiladas en sus casas por los médicos de atención primaria conocidos en la isla como “médicos de la familia”.

La semana pasada, el gobierno movilizó a médicos y enfermeros del sistema primario y a cerca de 28,000 estudiantes de medicina para tocar puerta a puerta por toda la isla y buscar personas con fiebre, tos y falta de aire, los síntomas de COVID-19 y que también son comunes en otras enfermedades respiratorias como la influenza y la gripe.

El Ministerio de Salud Pública también anunció que otras 1,036 personas se encontraban en aislamiento en varios hospitales. De los 1,036 ingresados, los médicos sospechan que 531 podrían haber contraído el virus.

El Ministerio no dijo si los todos los casos sospechosos fueron examinados para detectar la presencia del virus. Las autoridades cubanas han dicho que cuentan con esas pruebas pero no han aclarado si estas fueron suministradas por la Organización Mundial de la Salud o si fueron producidas en Cuba.

Hasta ahora el gobierno ha negado que el virus se esté propagando entre la población y ha dicho que todos los casos están relacionados con viajes al extranjero o son personas que han estado en contacto con viajeros enfermos, un argumento que las autoridades han utilizado para justificar que no se hayan implementado medidas más drásticas de aislamiento social.

Entre los enfermos se encuentra un niño cubano de 18 meses que viajó a la isla con su madre desde España. La joven, de 19 años, también dio positiva en la prueba de detección de COVID-19.

El gobierno también reportó el domingo que un cubano que llegó a la isla procedente de Miami el 6 de marzo está entre los casos confirmados. El hombre, de 27 años, vive en la provincia de Sancti Spíritus y se encuentra hospitalizado en un hospital de la vecina provincia de Villa Clara.

Un ciudadano estadounidense que se encontraba entre los primeros casos de COVID-19 confirmados en Cuba fue evacuado el pasado viernes hacia Estados Unidos, según informó el canciller cubano, Bruno Rodríguez Parrilla.

El viernes, el gobernante cubano Miguel Díaz-Canel anunció que el país no permitiría más la entrada de turistas y viajeros internacionales a partir de este martes, tras varias semanas de críticas de la población. Hasta ese momento, el gobierno cubano había mantenido abiertas las fronteras y continuaba promoviendo el turismo a la isla, una de sus principales fuentes de ingreso.

Mientras la pandemia se expande en Cuba y el resto del mundo, el gobierno envió el fin de semana a 53 médicos y enfermeros al norte de Italia, el epicentro del brote de coronavirus en ese país. Otros 140 médicos, enfermeros y terapistas llegaron el sábado a Jamaica.

El gobierno de la isla, que se precia de brindar cooperación médica a otros países en momentos de crisis, también ha enviado médicos a Nicaragua, Venezuela y Surinam.

Deja un Comentario