Diario EL SOL Matutino Independiente (Concordia - Entre Ríos) "Un sello de calidad en la comunicación informativa"

En Italia murieron otras 627 personas por coronavirus

Italia registró este viernes 627 muertes por coronavirus en las últimas 24 horas, un récord que ubica el número total de fallecidos por Covid-19 en 4032, mientras que los contagiados en la península totalizan 47.021. Así, Italia representa ahora el 36,6 por ciento de todas las muertes en el mundo por la enfermedad.

La región de Lombardía, donde los hospitales están desbordados, es la más castigada, con 381 muertes en las últimas horas. En esa región del norte fallecieron por coronavirus 2549 personas, más de la mitad del total de Italia.

Además, en el país se han detectado casi 6 mil casos más, una cifra sin precedentes. Italia tiene más de 66 muertos por millón de habitantes, una proporción que llegó a más de 250 en Lombardía, el pulmón económico del país. Las muertes se producen mentras se insiste en que el pico máximo de casos podría llegar «la semana que viene, o la próxima», según Angelo Borrelli, titular de Protección Civil y encargado de actualizar las cifras día a día.

Italia superó el jueves en cantidad de muertes a China, país de origen de la enfermedad. El gigante asiático tiene 20 veces la población italiana. «Todos dicen que vamos hacia el pico y esperamos que sea pronto», afirmó Borrelli en una entrevista radial horas antes de informar sobre una nueva jornada trágica.

Mientras, el epidemiólogo Vittorio Demicheli sostiene que el total de casos en el país podría ser el doble de los declarados hasta ahora. «En las cuentas del coronavirus no se agregan más los asintomáticos, ni quien está en casa con fiebre, tos o resfrío pero no va a un hospital. Quiere decir que los potenciales contagiados podrían ser muchos más; incluso, el doble de las estadísticas», explió al diario Corriere della Sera.

«Hace falta adecuar a hoy las estrategias para gestionar los pacientes en domicilio además de en el hospital», añadió Demichelli, que se desempeña como técnico del instituto Ats de Milán y de la unidad de crisis del gobernador lombardo Attilio Fontana.

En ese marco, Demicheli reconoció que se desconoce «cuántos pacientes se contagiaron sin desarrollar síntomas o manifestando una gripe normal» y expresó que «quien tiene fiebre en su casa es muy probable que tenga el Covid-19. Si todos van al hospital, sería imposible de gestionar».

Por otra parte, el gobierno lombardo decidió desplegar al Ejército para hacer cumplir las medidas de restricción de desplazamientos. Con la autorización del Ministerio del Interior, más de 100 unidades del Ejército llegarán a Lombardía, incluida la capital regional, Milán, «para el control de las medidas de contención» dispuestas por la administración nacional hasta el 3 de abril, según detalló el Comité Provincial para el Orden y la Seguridad Pública de Lombardía.

En Roma, mientras tanto, las autoridades locales anunciaron que desde este sábado se controlará a «todos los autos» que circulen por la capital italiana, luego de que en los últimos fines de semana miles de italianos salieran a hacer ejercicio y deambular por la ciudad pese a las restricciones del gobierno. En el sur, en Campania, el gobernador Vincenzo de Luca pidió al primer ministro Giuseppe Conte que «militarice todo» ante una eventual movilización de personas desde el norte.

En la misma línea, Michele Emiliano, gobernador de Puglia, en el sureste del país, denunció también que «el 15 por de los estudiantes que regresaron» a su región desde el norte «presentaron fiebre o síntomas de gripe» que podrían ser compatibles con el Covid-19 y que se puede extender la enfermedad por zonas donde aún no tiene presencia masiva.

Los especialistas chinos que están en el país asesorando a las autoridades italianas ayer advirtieron sobre lo mismo, y que aún mucha gente no cumple con la cuarentena obligatoria. Desde el 11 de marzo, el Ministerio del Interior denunció formalmente a 61.085 personas por violar las restricciones.

La jornada deparó también la noticia de que se dio de alta al primer ciudadano italiano al que se le detectó la enfermedad y cuyo caso confirmó la entrada del virus a la península.

Deja un Comentario