Diario EL SOL Matutino Independiente (Concordia - Entre Ríos) "Un sello de calidad en la comunicación informativa"

La “manchita” del miércoles: Que sea una nube pasajera

Colegiales se queda en primera. Así lo dictaminó el partido de anteanoche en la cancha de Libertad, con su triunfo 2 a 0 sobre Sarmiento. Y hay dos cosas para destacar: Que Colegiales ganó bien y que Sarmiento no jugó mal. Fue un partido bastante parejo donde los dos dieron más batalla que fútbol, y eso quedó claro, porque era mucho lo que se jugaba.

Nadie quería regalar nada, aunque de los dos lados hubo errores que bien pudieron haber costado más goles que los que entregó el partido. También quedó claro que tener un goleador nato, como Diego Jara en Colegiales, te puede definir un partido ya que en la primera que tuvo fue adentro. Y no era tan clara como un mano a mano con pelota dominada. No, él la convirtió en gol porque al centro decidió ir a buscarlo con una palomita sobre el segundo palo, y así casi sorprender más al arquero Denis, quien vio como la pelota se incrustó abajo, en su palo izquierdo.

El grito, que fue a los 12 del primer tiempo, le dio tranquilidad a Cole para intentar manejar el partido después. Claro que antes, a los 5, el “Tano” Ortíz había tenido una gran tapada a un cabezazo casi desde el área chica, volando hacia su izquierda y sacando la pelota. Un buen arquero también te puede ganar un partido y Cole lo tuvo.

Sobre el final lo definió Matías Barone, tras una muy linda jugada individual que incluyó amagues ante el arquero y una muy buena definición. Como para que el partido entre en un “freezer” total para los pompeyanos, que liquidaban la historia y sólo había que dejar pasar los tres minutos, o más, que quedaban, quizá no más de 7 en total.

Pero la hinchada no supo esperar y le puso la “manchita” que tuvo el partido invadiendo la cancha y queriendo “atacar” a sus propios jugadores para quedarse con el trofeo de la camiseta, pantalón, botines, lo que fuere. Cosa que sí consiguieron cuando el árbitro Jorge Zapata (de buen arbitraje) pitó el final. Allí sí lograron encerrar a lo que no pudieron escapar y los dejaron literalmente desnudos en la cancha. Otros tuvieron la suerte de correr hacia el túnel y guarecerse.

Antes, en la primera invasión, un par de hinchas quiso alcanzar a un jugador y la policía le asestó al menos tres bastonazos, lo que lo alejaron del lugar (boca del túnel). Fue un momento feo para las familias que fueron a ver el partido. Ramón Sosa, que fue expulsado, entró de nuevo a la cancha pero para convencer a su parcialidad que desista de la actitud, y hasta hizo guardia junto a los policías para que nadie se meta en la cancha. Debió ser retirado de la cancha por estar expulsado, pero quizá lo dejaron “porque cumplía una loable función”. Quién sabe. Claro, también hay que decir que no pasó más que eso, porque luego esos hinchas se retiraron tranquilos a sus hogares.

El partido fue tranquilo, donde sí se vio alguna pierna fuerte producto de lo expuesto anteriormente, de que nadie quería regalar nada y donde todos disputaron la pelota con el mayor ímpetu posible. Sarmiento intentó jugar, poner la pelota contra el piso y cuando lo hizo pudo complicar. Con centros la historia no anduvo tan bien y le facilitó las cosas a Colegiales.

El pompeyano tuvo sus buenos momentos, aunque no supo aprovechar a Jara brindándole juego y creando algo para él, porque está para definir. Y eso que Sarmiento lo descuidó bastante, porque por lógica era a quien más tenía que cuidar y por momentos no lo hizo, ni cerca. Claro que un rato antes del segundo gol y particularmente después del mismo, tuvo todo a merced para hacer uno o dos goles más, pero fallaron en el remate de la jugada, en las decisiones finales. Pero como todo estaba definido, seguramente de eso nadie se acordará.

Lo cierto es que Colegiales sigue en primera y deberá trabajar mucho para lograr formar un equipo competitivo para el año que viene. No porque este no lo sea, sino para no estar pensando tanto en la parte de abajo de la tabla. Seguramente deberá sumar algún que otro jugador más de experiencia, porque tiene varios pibes, lo que es bueno tenerlos, pero por allí también sirve aquietar el juego y pensar un poco más. Sólo Ortíz, Barone y el mismo Jara sostienen al equipo desde la experiencia y un escalón atrás están Ojeda Sandoval, Jesús Sosa y Gustavo Huerta.

También, claro, hay que ver quiénes quedan y quienes pueden irse, porque es obvio que cuando hay un receso se abren las puertas para pases. Ramón Sosa deberá delegar quizá alguna responsabilidad, porque ahora es Presidente, Director Técnico y Delegado del club. Quizá es un hecho sin precedentes, y aunque no lo sea es atípico. Es cierto que supo timonear el barco y siempre lo agarra cuando las “papas queman”, y le ha ido bien porque mantuvieron la categoría. Pero si sigue como DT deberá replantear algunas cosas para el año que viene.

Lo mismo Sarmiento, que deberá remarla otra vez desde el ascenso. Había obtenido el salto de categoría esta temporada y tras un año que termina siendo malo, vuelve a la B otra vez. Un grande que no está en su mejor momento, obvio, pero que seguro podrá reconstruirse justamente a raíz de este presente, para un mejor futuro.

El fútbol mayor ha terminado por este año y obvio que la Liga termina con balance positivo, y más por el final que se tuvo casi a toda “orquesta” con los partidos que se dieron, con un Triangular por la Permanencia, y por la gran cantidad de gente que siguió estos últimos partidos. Pero deberá seguir trabajando duro para que esto no se caiga y mantener la motivación de todos para la próxima temporada.

LOS PLANTELES DEL MIÉRCOLES

Colegiales presentó a: Juan Ortíz, Alan Gamarra, Rodrigo Tusanotti, Gustavo Huerta, Jesús Sosa, Carlos Ojeda Sandoval, Luciano Irusta, Santiago Peme, Lucas Peralta, Matías Barone, Diego Jara. Suplentes: Jonathan Díaz, Mauro Ríos, Lucas Menguel, Franco Sosa, Jonathan Oribe, Cristian Steil, César Galarza.

DT: Ramón Sosa.

Sarmiento presentó a: César Denis, Diego Ortíz, Eduardo Gamarra, Juan Pezzarini, José Morel, Jonathan Príncipi, Jonathan Gómez, Jorge Vega, Gastón Luna, Mariano González, Carlos Leite Leiva. Suplentes: Guillermo Cano, Juan Ruíz Díaz, Leonel Barboza, José Ballesteros, Francisco Ferreyra, Brian Galarza y Maximiliano Batista. 

DT: Sergio Leite.

Imagen: La nube que dejaron las bengalas de Cole y abajo la gente invadiendo la cancha.

Deja un Comentario