Diario EL SOL Matutino Independiente (Concordia - Entre Ríos) "Un sello de calidad en la comunicación informativa"

La arrastraron de los pelos para robarle la moto

A través de las redes sociales, una joven relató su horrible experiencia cuando regresaba a su hogar y fue derribada y arrastrada de su cabellera para robarle su moto; el hecho provocó la indignación de los vecinos y fue en la misma zona donde hace una semana intentaron raptar a una menor.

“Venía para mi casa alrededor de las 21:30 hs, me tiraron de la moto para robármela, iba por Paula Albarracín y Héctor Bradanini, yo luché y no pudieron quitármela, pero me pegaron una arrastrada que no se la deseo a nadie; los vecinos me ayudaron y les agradezco”, dijo la joven Gisela Trinidad.

CELEBRO QUE ESTOY VIVA

La mujer presenta los golpes de su lucha y agradece estar viva, pese a que su vida estuvo en peligro. “La calle está horrible hay pozos y hay una oscuridad tremenda, por ende fui un blanco fácil para los motochorros. Me sacaron materiales de trabajo de la mochila y sumado a eso daños en la moto, más los míos corporales, tengo la voz destrozada de tanto gritar durante el robo”, contó.

POR SUERTE IBA SOLA

Prosiguió su relato diciendo que cuando su pequeña hija la vio quedó impactada. “Mi nena me vio toda golpeada y llorando, entró en una crisis de nervios, no quiero imaginar lo que hubiera pasado si presenciaba el robo”.

La víctima recordó que a su sobrino lo asesinaron para robarle una moto en esa misma zona hace algunos años y lo tuvo presente cuando la asaltaron. “En el año 2014 mataron a mi sobrino de 14 años para robarle la moto, se llamaba Uciel Trinidad, anoche pensé que me mataban a mi también, hice la denuncia, pero como todas sabemos, queda en la nada a estos dos tipos ratas, gusanos, lacras les digo que ojalá nadie le haga lo mismo a su madre, hermana, hija porque los quiero ver, meterse con una mujer que circula sola por la calle es de cobardes porque son cobardes”.

“Hoy estoy viva, mañana puedo estar en el hospital peleando por vivir o llorando porque que quedé sin una pierna, sin un brazo, en estado vegetativo. Mañana puedo estar muerta , pido seguridad, calles iluminadas y transitables, patrulleros en los barrios alejados del centro , inspectores de tránsito en los barrios, gente que labure de verdad y que nos cuide estas ratas seguro me tendrán fichada y tarde o temprano van a volver a atentar contra mí persona”, denunció indignada.

Un vecino de la zona intentó detener a los malvivientes pero fue imposible, por el estado de la calles, porque circulaban colectivos y otros vehículos, entre los que pudieron escabullirse y luego desaparecer.

1 Comentario

    • bruno alberto rojas
      29 noviembre, 2019

      la policia como siempre se dedica a pasear yn a hacer lo que tienen que hacer despues lo primero que dicen que ganan poco que no tienen nafta y etcetera son una manga de atorrantes

      Reply

Deja un Comentario