Diario EL SOL Matutino Independiente (Concordia - Entre Ríos) "Un sello de calidad en la comunicación informativa"

Manos anónimas violentaron la obra realizada por el profesor Tomás Ferrer

Lugar en el que se encuentra el Reloj de Sol, en memoria de los desaparecidos y muertos por la dictadura oligárquica-militar.

Consultado sobre el hecho, Ferrer señaló que “me enteré por una foto que me enviaron. La escultura que fue violentada representa a la ronda de las Madres de Plaza de Mayo de todos los jueves” y agregó: “La parte superior de la escultura está compuesta por varillas de metal muy dura y la verdad que el que lo hizo tiene que tener mucha bronca para realizarlo”, apuntó.

El docente también acotó que “tal vez con las cámaras que hay en la zona se pueda ver e identificar a los responsables. El tema es el silencio. ¿Será que volvimos a los tiempos en donde el silencio era salud?”, se preguntó.

El atentado generó expresiones de repudio con las de la agrupación H.I.J.O.S. que mediante un comunicado repudiaron el hecho.

“Esta vez nos vemos en la obligación como organización de Derechos Humanos, de repudiar los hechos vandálicos sucedidos sobre la obra que conmemora el 40°aniversario de la primera ronda de Madres de Plaza de Mayo y se encuentra emplazada en la plaza Urquiza de nuestra ciudad.

“Sentimos que han atentado contra la Memoria y el pedido de justicia que venimos realizando desde que culminó la última dictadura de la Argentina causando daños y roturas sobre un símbolo que para muchos representa la lucha incesante contra la injusticia.

“Nos preocupa que estos acontecimientos ocurran y pedimos a las autoridades pertinentes que desalienten este tipo de delitos que afecta no sólo a esta organización sino a gran parte de la sociedad”, dice el comunicado enviado por Hijos e Hijas por la Identidad y la Justicia contra el Olvido y el Silencio.

Deja un Comentario