Diario EL SOL Matutino Independiente (Concordia - Entre Ríos) "Un sello de calidad en la comunicación informativa"

El recuerdo del padre Andrés Servín siempre presente

Ayer se cumplieron cinco años del fallecimiento del “cura de los pobres” y su recuerdo sigue vivo.

Con la celebración de una misa y posteos en las redes sociales fueron varias las personas que recordar al sacerdote al cumplirse cinco años de su fallecimiento.

Ayer y como siempre se hizo, sin necesidad de argumentar, hablaban del padre Servín como un histórico luchador a favor de los pobres y los necesitados y un defensor de los derechos humanos. El tiempo pasa y el padre Andrés Servín sigue siendo respetado como un gran referente social de Concordia y la región por su opción por los pobres y los que menos tienen.

El padre Andrés tenía 75 años de edad y en el 2013 había cumplido 50 de sacerdocio. En sus últimos días estuvo internado en el sanatorio Garat, para ser atendido por una dolencia cardíaca que arrastraba desde hacía muchos años y que en más de una oportunidad lo había tenido bajo cuidados médicos intensivos.

Servín fue reconocido no solo por su labor religiosa sino también por su compromiso social, sobre todo en la zona sur. Durante los años 70 congregó a numerosos jóvenes de la ciudad y de otras partes de la provincia para la construcción de viviendas para los sectores relegados y la realización de trabajos comunitarios. Fue perseguido por la dictadura cívico-militar y luchó por justicia para las víctimas del terrorismo de estado junto a familiares y organismos de derechos humanos.

Pero fueron los vecinos quienes lo sienten y lo recuerdan principalmente en tiempos difíciles antes de la construcción de la defensa costera de la que él fue uno de los principales artífices, ayudando a las familias que sufrían las inundaciones del río, llevando su aliento constante. Pasa el tiempo y su legado y obra siguen vigentes con más fuerza.

Deja un Comentario