Diario EL SOL Matutino Independiente (Concordia - Entre Ríos) "Un sello de calidad en la comunicación informativa"

Crimen de Osvaldo Magnasco: Tenía golpes, cortes y las manos atadas

Un nuevo homicidio conmueve a la ciudad. Esta vez ocurrió en la zona norte de Concordia, en Osvaldo Magnasco, donde José María Piana fue encontrado muerto, estaba golpeado, cortado y con las manos atadas.

El cuerpo de Piana fue hallado en su vivienda ubicada en la zona rural de Magnasco, sobre calle José Lezcano, que es la última cuadra del límite del pequeño poblado. Allí residía en una modesta finca.

José María había decidido irse a vivir a un lugar más tranquilo, por lo que vendió sus pertenencias de la ciudad intentando comenzar una nueva vida en la tranquilidad del campo. Tenía algunos animales,  una huerta y aves de corral en el establecimiento, lo suficiente para una vida feliz. Aseguran que dejó Concordia para irse a vivir a un lugar con más tranquilidad cansado de los robos.

El cuerpo fue hallado en horas del mediodía por un conocido que concurrió a su casa para comprar huevos de campo, fue quien dio aviso a la policía. Su testimonio constituyó un aporte como testigo en los primeros minutos de la investigación del caso.

“Vine a comprarle huevos y lo encontré tirado, al principio pensé que no había nadie o que no estaba pero solo le vi los pies atrás de la ligustrina, después llamé a la policía y pensé que le había dado un infarto o algo así”, declaró a EL SOL.

Consultado si se conocían de mucho tiempo indicó que siempre venía a comprarle huevos de campo. “Era un hombre muy bueno, siempre hablábamos. Él estaba solo y creo que su señora vivía en Concordia y él se iba cada tanto”, relató.

Tras dar aviso a las autoridades policiales promediando las 13 horas todos los mecanismos de investigación trabajaban en la escena del crimen y concurrió al lugar el fiscal José Arias.

En un primer momento se creyó que había sufrido un infarto pero no cerraba para nada que el cuerpo tenía las manos atadas. Luego de examinar el cadáver, la hipótesis del homicidio se iba confirmando cuando observaron que su cuerpo estaba cortado en varias partes y golpeado, un cordón ataba sus muñecas hacia adelante.

Al examinar la vivienda encontraron que esta todo revuelto. Los autores del crimen buscaban dinero y la muerte de Piana se había producido en ocasión de un robo.

La policía aún no ha podido determinar si efectivamente robaron algo de la vivienda pero es casi seguro que estaban buscando dinero por eso lo golpearon y torturaron hasta matarlo. Otro detalle es que las luces exteriores de la vivienda aún estaban encendidas por lo que se cree que el crimen se produjo en horas la madrugada o en las primeras horas del viernes, tampoco se sabe cuántas personas participaron o en que se trasladaban.

La finca está ubicada en cercanías de las vías del ferrocarril, tal vez los autores huyeron por el fondo de la casa, el vecino más próximo está a 30 metros del lugar y es difícil que hayan visto algo.

  • REACCIÓN DE LA COMUNIDAD

Vecinos de Osvaldo Magnasco dicen que el tranquilo barrio del norte de Concordia que supo ser hogar de trabajadores de la fruta se ha convertido en un sector inseguro, con mucha delincuencia y droga. Solo hay un puesto policial con pocos efectivos por guardia y dependen más que nada de la seccional 5ta de Villa Zorraquin.

La situación de inseguridad y el crimen de Piana generaron la reacción inmediata de los vecinos que convocaron a una marcha pidiendo más protección y el esclarecimiento del crimen. La policía no descarta nada hay hipótesis de todo tipo y algunas vinculan a delincuentes vecinos.

El fiscal Arias consultado por nuestro medio, solo confirmó la identidad y que había sido golpeado y cortado y el cuerpo fue encontrado atado, no más que eso.

El cuerpo fue trasladado a la morgue judicial para la realización de la autopsia allí se determinara como José María Piana fue asesinado.

Deja un Comentario