Diario EL SOL Matutino Independiente (Concordia - Entre Ríos) "Un sello de calidad en la comunicación informativa"

Primavera trágica: Cinco jóvenes chocaron y murieron cuando volvían de bailar

Fue a la altura del kilómetro 3.343, cerca de la localidad de Jocolí, partido de Lavalle, provincia de Mendonza. Un Chevrolet Corsa se estrelló contra un camión y perdieron la vida todos sus ocupantes. El vehículo de mayor tamaño era conducido por una persona oriunda de Entre Ríos. Todos tenían entre 21 y 23 años.

El accidente se produjo en la mañana del sábado cuando el automóvil Corsa, que transitaba de norte a sur, con destino hacia la ciudad de Mendoza, impactó contra un camión que circulaba en el sentido contrario con destino San Juan. Las víctimas fallecieron en el acto. Todos tenían entre 21 y 23 años.

La tragedia ocurrió cuando el conductor del auto en el que viajaban en sentido de San Juan a Mendoza cambió de carril. De la mano de enfrente venía un camión, cuyo chofer intentó frenar pero no pudo evitar el impacto con el Corsa. El coche terminó incrustándose abajo del transporte de cargas y quedó completamente destruido.

Las víctimas fueron identificadas como Ariel Enzo Segatore (21), conductor del Corsa, María Florencia Tonini (21), Julieta Dolz (23), Ignacio San Martín Carrazco (23) y Juan Francisco Julio Peña (23). Según informaron fuentes de la investigación, los chicos eran oriundos de Luján de Cuyo, Guaymallén y Godoy Cruz. Algunos eran amigos entre sí.

La Policía Científica de Mendoza trabajó durante varias horas en el lugar del siniestro vial, que ocurrió en el kilómetro 3.343 de la Ruta 40, a las 9.37. Aunque aún no estaban las pericias oficiales, trascendió que el camionero circulaba por su carril en sentido a San Juan, cuando vio venir de contramano al Corsa e intentó frenar. Por eso dejó marcada una frenada de varios metros en el asfalto.

La primera hipótesis señalaba que el conductor del auto habría intentado sobrepasar al camión y que el vehículo terminó incrustado entre medio de los dos ejes. Pero luego del peritaje en el lugar, se determinó que el auto chocó de frente con el camión, le rompió la dirección y los dos vehículos se desplazaron de costado hacia la banquina en dirección a Mendoza. Así el Corsa terminó abajo del camión.

El test de alcoholemia al chofer del transporte de carga arrojó 0.0 mg/l. Igualmente quedó aprehendido hasta que se terminaran de esclarecer los motivos del siniestro. Mientras tanto, el fiscal del caso Fernando Giunta aguardaba los resultados de las autopsias a las víctimas para determinar formalmente los causales de muerte y si el conductor del Corsa manejaba alcoholizado o no.

Los investigadores también realizarán una pericia accidentológica para determinar la velocidad de los dos vehículos en el momento del siniestro.

Como los jóvenes llevaban en sus muñecas pulseritas de un boliche de San Juan, se cree que estaban volviendo de bailar en el momento del choque. El lunes, el fiscal Giunta le tomará declaración a las familias que este sábado aguardaban la entrega de los cuerpos para darle el último adiós a los chicos.

El jefe de la Policía Vial de Mendoza, Fabián Becerra, dijo que en el lugar del siniestro «hay buena visibilidad, no hay curva, no hay doble línea amarilla y la banquina es amplia».

El conductor del camión debió ser asistido en el lugar por lesiones leves, pero se encuentra fuera de peligro y demorado en la Comisaría 17 de Lavalle. «No puede ni hablar, está en estado de shock», dijo una fuente del caso.

Deja un Comentario