Diario EL SOL Matutino Independiente (Concordia - Entre Ríos) "Un sello de calidad en la comunicación informativa"

Corridas y piedrazos en una manifestación contra la OMC

La marcha en repudio de la cumbre de comercio terminó con enfrentamientos entre manifestantes y la Policía.

A los cortes parciales que hubo en la zona del Congreso Nacional por una protesta contra la reforma previsional se le sumaron por la tarde nuevos cortes por manifestaciones en repudio a la Cumbre de la Organización Mundial del Comercio que terminaron con incidentes con la Policía en la zona del Obelisco y con un saldo de al menos 15 detenidos.

Un operativo de seguridad represivo transformó la protesta contra la reunión de la Organización Mundial de Comercio en una redada contra los manifestantes que habían marchado sin ningún incidente desde el Congreso hasta el Obelisco. Cuando se estaba realizando la desconcentración sobre la avenida Corrientes el despliegue de carros de asalto anticipó los incidentes.

Miles de personas de todos los lugares del mundo que confluyeron para la cumbre «Fuera OMC» marcharon por el centro porteño para exigir un «freno a la política neoliberal que atenta contra la soberanía de los pueblos». Movimientos campesinos, originarios, feministas y sindicales realizaron talleres y debates para continuar estableciendo redes que muestren «alternativas al capitalismo» a través de «la cooperación y los lazos colectivos».

La marcha que se realizó sin inconvenientes, registró incidentes provocados por un grupo minoritario con botellazos y piedras ante un cordón de oficiales de la Policía de la Ciudad, que pocos minutos después incorporó un despliegue cinematográfico, como parte del operativo de seguridad montado por el Gobierno nacional para recibir a los funcionarios y empresarios que llegaron para participar de la cumbre.

Los militantes fueron interceptados por los uniformados cuando intentaban avanzar por la avenida Corrientes para acercarse al bajo porteño, donde se realizan los debates en el marco del encuentro internacional.

La protesta generó, además, caos en el tránsito sobre la calle Rivadavia, entre Callao y Riobamba, que permaneció totalmente cortada durante varias horas, y en la zona de la 9 de Julio.

Decenas de camionetas, carros de asalto y tanquetas de Gendarmería y Policía Federal marcharon cargadas de efectivos a contramano por Avenida Corrientes para controlar a medio centenar de personas que arrojaron piedras y botellas.

Tras el desproporcionado operativo, la Policía de la Ciudad detuvo a entre 15 y 20 manifestantes, según denunciaron distintas organizaciones presentes, y los retenían en el ingreso de un Estacionamiento sobre la calle Corrientes. Entre las personas detenidas, dos mujeres sufrieron lesiones.

Deja un Comentario