Diario EL SOL Matutino Independiente (Concordia - Entre Ríos) "Un sello de calidad en la comunicación informativa"

Un detenido por el joven hallado muerto y quemado en un basural

Creen que lo mataron a puñaladas en una pelea. También secuestraron casi un centenar de dosis de cocaína.

Tras hallarse el cuerpo de un hombre, que el lunes 13 de noviembre apareció quemado en un basural de calle Diamante y Grimberg, ayer llegó hasta nuestra ciudad, procedente de la localidad de Oro Verde (Departamento Paraná), el cadáver que fue sometido a una autopsia en el servicio forense de la policía de Entre Ríos.

El estudio no reveló la identidad del occiso, por lo que se determinó la realización de pruebas de ADN para identificarlo. No obstante, en la noche del martes se hizo presente en la Jefatura Departamental de Policía un hombre de 45 años, quien denunció que desde el domingo al mediodía no estaba en su domicilio su sobrino, Cristian Nicolás Gauto, de 18 años.

Por este motivo, se lo invitó a reconocer el cuerpo hallado en el basural, al que identificó como el de su sobrino.

 LA INVESTIGACIÓN 

En el rostro y también en su cabello, la causa de la muerte aparentemente fueron unos puntazos en el cuello, pecho, manos y brazos; estas últimas heridas dan a entender que tal vez se trabó en lucha con su asesino o intentó defenderse del ataque.

Por otra parte, creen que la pelea ocurrió en la calle ya que una de sus zapatillas fue encontrada a metros del lugar. Al asesino o a los asesinos, se ve que no les alcanzó el combustible cuando intentaron quemarlo, porque las quemaduras son parciales.

Estiman que quizá murió en una pelea y después el cuerpo fue arrastrado algunos metros para incendiarlo con la basura del lugar.

La investigación estaba estancada tratando de determinar la identidad del fallecido, el único testigo encontrado fue un hombre que manifestó que el cuerpo no estaba en el lugar donde fue encontrado en horas de la mañana del lunes, ese dato fue desacreditado ya que el cuerpo da indicios de haber tenido al menos 12 horas por la fauna cadavérica y por las deposiciones de los insectos en una jornada calurosa y no le aporta ninguna entidad al caso.

Pero, el pedido de localización de un joven llamado Cristian Nicolás Gauto, de 18 años, quien vivía con su tío y no había regresado a la casa, desde el día domingo 12 de noviembre, en horas de la tarde, alertó al personal de las divisiones Investigaciones y Criminalística de la Jefatura Departamental de Policía, que previa autorización del fiscal en turno, y mediante acta, le exhibió al denunciante una zapatilla, restos de prendas de vestir y placas fotográficas del cadáver, quien reconoció al cuerpo como el de su sobrino, lo mismo que la totalidad de sus pertenencias.

Relacionado a este hecho, personal de la División Investigaciones, en el día de ayer, en horas del mediodía, dio cumplimiento a un mandamiento de allanamiento en una finca sita en calle Nogoyá, entre 11 de Noviembre y Dr. Solari.

Allí, se notificó a un joven de 27 años, y se procedió al secuestro de recipientes con combustible, prendas varias, una toalla, un colchón, todo con manchas hemáticas, y una pistola BERSA Cal 22.

Esta persona fue detenida por Tenencia de Arma (art. 189 bis del C.P.) También se procedió al secuestro de un celular y dispositivos de almacenamiento, además de documentación correspondiente a los ocupantes de la vivienda.

En el lugar, se dio intervención a personal de la División Toxicología, que secuestró casi un centenar de dosis de cocaína y dinero en efectivo (aproximadamente 9.000 pesos), elementos de corte y estiramiento, todo con conocimiento del Juzgado Federal de Concepción del Uruguay.

Por este motivo, se trasladó para su identificación en sede policial a dos mujeres mayores, un hombre y el detenido por la tenencia de arma de fuego.

Dejar un comentario