Diario EL SOL Matutino Independiente (Concordia - Entre Ríos) "Un sello de calidad en la comunicación informativa"

QUEREMOS SER ESCUCHADOS SERIAMENTE

En representación del Movimiento “Solidaridad y Esperanza”, nos dirigimos a Ud./s. con la finalidad de compartir por su intermedio una inquietud que deseamos llegue a la comunidad.

Este movimiento surge por impulso del Padre Andrés Servín, allá por el año 1988 luego de las Jornadas del Niño la Familia y la Comunidad, con el objetivo de trabajar intensamente en bien de la niñez que se encontraba en riesgo social.

Fue así que surgieron dos escuelas que incorporaron a los niños que se encontraban fuera del sistema educativo. La primera de ellas es la Nº 50 que se encuentra frente al Tiro Federal, Zona Sur, y en la Zona Noroeste se instaló la Escuela “La Viña” Nº 218 (Primaria) la que hoy día se ha visto multiplicada en tres con la creación de la Escuela Nº 152 “Nueva Cepa” de Capacitación Laboral para la Formación Profesional, y la D Nº 195 “Olivia Córdoba de Scattini (Secundaria), todas han sido categorizadas como Escuelas de Gestión Social, que van creciendo año a año con muchos esfuerzos y apoyo del Concejo de Educación.

Por aquellos años se proyectaba ir cubriendo con atención para los niños en los barrios donde había mayor problemática. Zona Sur con la escuela y el Hogar Diurno Ntra. Sra. De Lourdes, el noroeste con la escuela La Viña y el hogar diurno Solidaridad y se pensó en comprar un predio en la zona Norte para construir un Hogar-Escuela que incluyera talleres. Con colectas por la ciudad y ayuda del gobierno provincial se pudo acceder a la compra de una manzana de tierra que hoy día, lamentablemente, se encuentra ocupada por numerosas familias que interpretaron que se podían afincar pensando que no tenía dueño.

A través de los años todo esto se trabajó con las autoridades municipales que fueron pasando. Por supuesto nunca fue intención del Padre Servín expulsar a las familias que allí habitan pero siempre se trató de que el municipio resarciera a este movimiento con algo que redundara en beneficio de los niños. Han sido muchas las propuestas de nuestra parte por solucionar este problema, en su momento la Justicia dictó sentencia de Desalojo que no hicimos efectiva.

Los tiempos corren y las escuelas necesitan crecer, es imperioso construir nuevas aulas que estén listas antes del próximo ciclo lectivo. Esa ha sido nuestra última propuesta al municipio teniendo en cuenta que lo solicitado es de un valor mínimo en comparación con el avalúo de la tierra, la que cuenta con todos los servicios y uno de sus lados es la calle Cjal. Veiga pavimentada.

Queremos ser escuchados seriamente. No podemos esperar más.

La mejor manera de honrar la memoria del Padre Andrés Servín en continuar con su obra.

Muy agradecidos por su atención.

Pta. Zunilda Zamarripa de Rodriguez